Imagen de archivo.

El Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados inició la ampliación del acueducto Sardinal-El Coco-Ocotal en el distrito de Sardinal, Carrillo, Guanacaste, el pasado martes 28 de noviembre. Estas son las diez verdades que debe conocer sobre el proyecto:

Acueducto beneficiará a 34.000 personas

El proyecto está pensado para 25 años plazo, con lo que se beneficiarán 34.000 personas en el distrito de Sardinal. El agua es para el consumo humano, para usos como: doméstico, educativo, salud, comercial, turístico u otros.

Con ello, el AyA garantiza el agua potable a la población, un derecho humano supraconstitucional y evita el riesgo de salinización de las fuentes de la zona costera que dañaría el ambiente, la salud y el desarrollo económico del distrito.

Se aprovechará agua de campos de pozos de AyA

El proyecto consiste en la ampliación y mejoramien­to del acueducto Sardinal-El Coco-Ocotal, con el aprovecha­miento de dos campos de pozos propiedad del AyA en Sardinal, Carrillo, Guanacaste. Estas obras aprovecharán 70 litros de agua por segundo de la capacidad total (440 l/s) del acuífero Sardinal.

Acuífero Sardinal es monitoreado mes a mes

El acuífero es monitoreado mensualmente en 33 pozos que permiten conocer si hay incrementos o descensos importantes del agua y vigilar su calidad. Estos estudios hidrogeológicos son un trabajo conjunto de AyA, Senara, Minae y la UCR (que conforman el Comité Técnico Interinstitucional).

Los monitoreos se han realizado entre 2009-2011 y desde 2015 a la fecha y han mostrado con cer­teza técnica que el acuí­fero tiene la suficiente capacidad para abastecer la demanda sin riesgo alguno para las comunidades.

Acueducto es una obra pública

El proyecto es una obra pú­blica liderada, financiada, construida y administrada por el AyA, como cualquier otro de sus acueductos en el país.

Las empresas privadas organizadas en un fideicomiso han donado terrenos, un tanque y tubería, apegadas a la ley. El AyA firmó una carta de entendimiento con este fideicomiso para asegurar que no se obtenga lucro de las donaciones al proyecto.

Se ha brindado información a las comunidades

El AyA ha sostenido reuniones con representantes de la comunidad, ha presentado el proyecto en sesiones abiertas de la municipalidad, ha organizado jornadas comunales en el parque de Sardinal y charlas en el Colegio Técnico, se ha distribuido información casa por casa, entre otros.

Sala Constitucional confirmó la seguridad científica del proyecto

La Sala Constitucional desestimó en 2017 un recurso de amparo pues no encontró ninguna vulneración de derechos ni irregularidades en el proyecto. En su sentencia, confirmó que existe la seguridad científica de la capacidad del acuífero de acuerdo con los estudios del Comité Técnico Interinstitucional (Senara, Minae, AyA y UCR). También indicó que “las autoridades recurridas sí han garantizado un proceso abierto, transparente y con plena participación ciudadana” (sentencia 2017-001163).

Proyecto cuenta con la viabilidad ambiental

La Setena otorgó la viabilidad en la resolución #110-2008-SETENA.

AyA amplía servicio en las comunidades

Ya se encuentran en operación los ramales de Zambranas, Los Chilolos y Los Canales (Playas del Coco), y se avanza en la construcción de las de Obandito y Nancital-Bejuco en la comunidad de Sardinal. Estas últimas se han retrasado por condiciones climáticas. El AyA se esfuerza por brindar los servicios de manera intradomiciliar (a las casas), aunque situaciones particulares, como familias que carecen del título de propiedad del terreno, impiden en algunos casos hacerlo. La institución valora las soluciones oportunas.

La tarifa será la misma

Esta ampliación y mejora del acueducto no implica un cos­to adicional para la comunidad. El AyA cobrará lo que se le cobra a cual­quier otro usuario de la ins­titución, según lo que la Are­sep establezca por ley.

Se finalizará en el segundo trimestre de 2018