Glendy Lagos / Periodista Periódico Mensaje

El Ministerio de Seguridad Pública invirtió en Guanacaste la construcción y remodelación de once delegaciones policiales, para mejorar las condiciones de los policías en sus labores de la seguridad ciudadana, el combate al crimen organizado, la lucha contra el narcotráfico y la prevención de la violencia, informó Bernardita Marín, viceministra administrativa de Seguridad Pública el pasado 25 de julio en el Consejo de Gobierno.

La construcción de las delegaciones es fundamental para mejorar la vigilancia y protección de las personas y que los policías tengan mejores condiciones para realizar su trabajo, por lo cual en Liberia y Santa Cruz se construyeron nuevas delegaciones con una inversión de más de 4000 millones de colones entre ambas.

También se renovaron las delegaciones del Coco, Tilarán, Nicoya, Cañas, Abangares, Sardinal de Carrillo, Bejuco Nandayure, Belén de Carrillo, Nosara, todas estas instalaciones se remodelaron y se ampliaron.

Además, se construyó una estación de guardacostas en Coyote en Nandayure, su costo fue de 45 millones de colones y un puesto en Níspero del Golfo de Nicoya por 240 000 dólares con la colaboración del Banco Internacional de Desarrollo, (BID).

Otras acciones y alcances en seguridad

El Ministerio de Seguridad se encuentra en estos momentos desarrollando un fuerte proceso de capacitación con centenares de policías, los cuales una vez estén listos, gran cantidad de ellos estarán al servicio de la seguridad y protección de la provincia de Guanacaste.

Dicha capacitación y equipamiento de todos los cuerpos policiales ha implicado realizar inversiones por un poco más de 1000 millones de colones durante este periodo, afirmó Marín.

Estas acciones permiten a los policías de fronteras tener toda la tecnología y logística para realizar más de 1230 operativos de patrullaje en resguardo de la soberanía nacional y la seguridad de todas y todos los habitantes de la provincia y de los que viven en el fronterizo norte.

Durante este periodo los cuerpos de policía han realizado más de 1000 controles en carretera, con el propósito de combatir la delincuencia organizada del narcotráfico y la trata de personas, además de cientos de decomisos por infracciones a las leyes fiscales y a las leyes de salud.

La ingente labor de combate al robo de vivienda favoreció en la disminución de este rango en un 3% en comparación con el año anterior, el delito de hurto disminuyó en un 7% en relación con el año 2016 y el decomiso de drogas también ha tenido avances al haber incrementado durante este año.

A parte de tener como prioridad la seguridad ciudadana, el combate al crimen organizado, la lucha contra el narcotráfico, el Ministerio de seguridad Pública se ha dado a la tarea de velar por seguridad de la niñez y de los adolescentes en los centros educativos, capacitado a más de 109 000 niños en diferentes programas del Ministerio de Seguridad en temas de capacitación de droga y bullying.

 Además, se trabaja temas de prevención de la violencia intrafamiliar, considerando que esta es una de las provincias donde más se presenta este fenómeno.