Recolección de residuos en Refugio de Vida Silvestre Bahía Junquillal Caja de ANDE, 12 de Agosto 2017, Fotografía: Marco Bustos

El pasado sábado 12 de agosto 2017, se realizó una Limpieza de Playa y separación de residuos sólidos en el Refugio de Vida Silvestre Bahía Junquillal del Área de Conservación Guanacaste, ésta actividad se desarrolló en conjunto con la comunidad de Cuajiniquil y en coordinación con el grupo de folclor del Centro Educativo Liceo de Cuajiniquil, en total 22 jóvenes que emplearon su día libre para luchar por la conservación de éste sitio.

El Refugio de Vida Silvestre Bahía Junquillal está ubicado a pocos minutos de la comunidad de Cuajiniquil y cuenta con el galardón de Bandera Azul Ecológica, por ésta razón se sumaron fuerzas para avanzar en las tareas básicas de mantenimiento; para que todos los visitantes tengan un espacio libre de residuos, pero sobre todo para que la flora y fauna del lugar mantengan su protección a perpetuidad.

Bahía Junquillal está rodeada de una gran riqueza biológica, cuenta con siete ecosistemas costeros diferentes, en donde el agua está presente, cuenta además con una zona rocosa ubicada en los extremos de las playas arenosas, ecosistema caracterizado por cambios de marea y un sustrato rocoso expuesto donde crecen algas.

Ofrece hábitat y alimento a una gran diversidad de organismos que se encuentran interrelacionándose sobre las rocas, en pozos de marea, grietas o bajo las mismas; este sitio es ideal para la observación de diversos grupos de animales.

La actividad fue apoyada por Caja de ANDE, empresa que trabaja en pro del medio ambiente y fomenta que los miembros de la institución estén comprometidos a promover la conciencia ambiental a las futuras generaciones, iniciativa llamada "empresa verde". Cuyo objetivo es  prevenir la contaminación permitiendo un adecuado manejo de los residuos, apoyar a las comunidades y específicamente a las Áreas Protegidas de Costa Rica, de ésta manera reducir los impactos ambientales que generamos los seres humanos en el planeta.

Estas iniciativas permiten que ACG se beneficie del aporte comunal y de instituciones, lo que fomenta un mejor servicio a los visitantes que disfrutan de ésta Bahía.

Los resultados al concluir la recolección de residuos fueron positivos, pues fue poca cantidad acumulada aproximadamente 20 kilos que lamentablemte en su mayoría eran residuos ordinarios, lo cual permitió la clasificación de botellas y latas que ya estaban en el sitio y prontamente serán extraídas del lugar.